jueves, mayo 10, 2007

El segundo spangenhelm (9): Limpia, fija y da guarnición

Vamos a hablar de las últimas fases de la construcción del spangenhelm. Como todo lo que falta es casi idéntico a lo que ya contamos con el primer yelmo, voy a unirlo todo en una única entrada.

Empecemos por el pulido. En esta ocasión, no voy a darle un acabado a espejo, sino un acabado satinado.

- Eso es porque existe una corriente generalizada de opinión diciendo que, históricamente, era muchísimo más habitual que el espejo, ¿no?

- Esteee... pues yo, sinceramente, no tengo tan claro si lo que se ve en los museos son acabados satinados, o la inevitable pátina de los años. Yo, al menos, considero que el pulido a espejo requiere mucho más trabajo y habilidad, y que, por consiguiente, refleja una mayor calidad de la obra.

Os habéis dado cuenta del ingenioso juego de palabras ¿verdad? pulido a espejo... reflejar... ¡Je! ¡Qué sutil estoy hoy!

En todo caso, el satinado tiene dos ventajas indudables:

1.- Da mucho menos trabajo

2.- Cuando reparas una abolladura, es infinitamente más fácil de recuperar ese acabado que uno a espejo. Y no digo sólo después de un combate, me refiero, por ejemplo, a lo que pasa cuando fallas unos cuantos martillazos al remachar.

En este segundo spangenhelm, tal como comenté en su momento, utilicé muchas menos pasadas de discos de lijar, y la calidad del lijado resultante fue muy satisfactoria. En lugar de utilizar sucesivamente casi todos los granos del mercado, un lijado a 50, a 120 y a 240 fue más que suficiente.

- Claro, así se come mucho menos material, y el casco queda más sólido

- ¿Cómo? ¡Ah! ¡Si, si, claro, es por eso..! Por supuesto, por supuesto, las horas de trabajo que me ahorro no han influído en la decisión.

Por cierto, si te pones a hacer algo de esto: si ves que una zona de la chapa se te resiste a un determinado grano, no te empeñes inutilmente: vuelve atrás, y repasala con el grano anterior. O, incluso vuelve al planificado o al desabollado. Ahorrarás tiempo y quedará mejor.

Bueno, a partir del acabado a 240, se podría seguir perfetamente hacia el espejo, pero el acabado satinado es mucho más fácil: un poco de aceite WD40, y un estropajo scotch brite de los de la cocina; y en cuestión de segundos de frotar ya tienes tu acabado listo.

Es posible incluso que se pudiera conseguir a partir del 150, pero no lo tengo muy claro.

También compré unos discos de scotch brite que se adaptan al mismo soporte que los de lijar, pero son demasiado brutos, es equivalente a un grano muchísimo más gordo.

Sobre el remachado, no tengo mucho más que añadir a mis anteriores comentarios.

Lo principal, que los remaches de hierro de 4mm de diámetro se remachan mejor con un martillo de bola de medio kilo, que con el de cuarto de kilo que utilizaba hasta ahora.

Aparte, en una reciente visita a la Real Armería, pude apreciar que, historicamente, se dejaba sobresalir muy poco los remaches, de forma que se aplastaba un poco la punta, no se llegaba a hacer un domo con ella.

Diría que es cuestión de que sobresalga entre un cuarto y la mitad del diámetro del cuerpo de remache.

- Veo que está perfeccionando a tope la técnica.

- Si, si... perfeccionada a tope.

Bueno, a tope, a tope... Me tiré un ratillo planificando los martillazos fallidos, y está la ley de Murphy de la antisimetría del remachado, que dice así: los únicos remaches que pusiste mal, son los que están más visibles.

Es decir, que me estoy obsesionando con los remaches torcidos del puñetero nasal. Voy a tener que acabar por quitarlos con el taladro y apañar un poco sus agujeros...

Los siguientes pasos, una vez remachado el yelmo, no han tenido ninguna variación: se pinta el interior para evitar que se oxide (demasiado) y se le coloca la guarnición, que es idéntica a la del anterior casco.

Esta vez, para exhibir el yelmo, hice caso al sabio consejo que dió Rorro, y, en lugar de fabricarme el soporte, me fui a una tienda de todo a un euro, y me compré un soporte de rollo de papel de cocina. Me costó dos euros ¡habrase visto falacia tal como las de las engañosamente llamadas tiendas de "todo a un euro"!

El caso es que le di una barnizada para que quedara más aparente, y le coloqué el casco. Y el magnífico soporte resistió muy dignamente, durante no menos de tres décimas de segundo, antes de que las leyes de la gravedad y de la palanca arrancaran de la base los patéticos clavuchos que sostenían el invento.

Una vez solventado el problema con el ya clásico tirafondos empleado habitualmente en estos menesteres, el nuevo soporte ya adquirió una resistencia adecuada para soportar el peso del casco.

Así que ya sólo queda colocarlo en lo alto del armario. ¡Ah! Y, por supuesto, terminar de dejar constancia del tiempo de trabajo para la artesanal, lenta, y un pelín chusca fabricación de este segundo spangenhelm.

------------------------------------------------------------------------
Vísteme despacio, que tengo prisa

La cosa iba por las 36,25 horas, aunque hay que restarle 3,5 horas de trabajo tirado a inutilmente. Sumamos ahora:

- Lijado al 50 y biselado/suavizado de los bordes: 5 horas. El primer lijado es el más trabajoso.
- Lijado al 120: 3 horas.
- Lijado al 240: 2 horas, incluyendo un rato de lima y papel de lija en las partes raras del nasal.
- Satinado con scotch brite: 0,5 horas.
- Montado con tornillos: 1 hora.
- Pulir la cabeza de los remaches a mano con scotch brite: 1,5 horas.
- Remachado completo: 2,75 horas.
- Planificar y satinar los martillazos fuera de sitio: 0,5 horas
- Medir, patronar, cortar y montar cuero: 2,5 horas
- Remachar y pegar cuero: 1,5 horas.

así que los tiempos finales son:

TTL (Tiempo Total de Labor): 56,50 horas

CMOS
(Crono Menos Operaciones Superfluas): 53 horas

...vaya, me ha sorprendido hasta a mi. Tiene tela la cosa.
------------------------------------------------------------------------

¡Y eso es todo por ahora!



- Ejem

- ¿Sí?

- ¿No le falta algo?

- ¿Ein?

- El casco nuevo. Ya sabe. ¿No se lo va a...?

- ¡Ah! Si, claro, perdón.

De acuerdo, este casco sí que me vale con la cofia y el almófar. Pero vamos, que por los pelos. Si le hubiera dado uno o dos centímetros más de perímetro tampoco le pasaba nada, lo cierto es que queda un punto roscachapa. Podría quitarle las carrilleras atadas abajo, que no se iba a caer tan facilmente.

- ¿Y no debería publicar una fotito?

- Taaa güeeeno. Aquí va:

7 comentarios:

Arann dijo...

Salve maese

De verdad notable el trabajo, claramente se nota porque demoras mas que yo en los yelmos xDD.

principalmente porque aun no he pulido los mios, a tampoco parecen tener tanto empèño como los suyos. si tan solo tiuviera harto tiempo de corrido para poder hacer cosas en lugar de apurarme trabajando u_u.

pero en fin, otra de las principales diferencias es el estilo de los spangenhels, ya quelos ultimos dos que hice (y creo que me especializaré en este estilo, tambien por cosas de tiempo) son hechos con la tecnica del yelmo vikingo gjermundbu. con eso me ahorro una infinita cantidad de tiempo en remachar y perforar los paneles. ten en cuenta que mi primer yelmo, hecho comolos tuyos me uso al rededor de 50 remaches, y los ultimos me han usado menos de 15 :O!

tampoco los afirmo con tornillos antes de remachar (ojalá tuviera x_x!!) y no se..... el resto son detalles

en cualquier caso te añadí a msn por si acaso (en una de esas no usas, pero....será pues)

mmmm
creo que es esonomas por ahora, mas de algo se me deve haber olvidado.

Saludos e Id con bien
Adios

Arann (fotolog/vikingo_arann)

Axil dijo...

Pues en tu fotoblog quedan perfectos tus cascos...

Ya te tengo en el messenger, pero entre la diferencia horaria y que tampoco estoy mucho tiempo sentado delante del ordenador, va a ser difícil coincidir.

¡En fin, encantado de ver comentarios tuyos por aquí!

SrVampiro dijo...

Yo quiero uno!!!

En fín, te ha quedado genial, me gusta bastante más el cuero de este y el adornico del nasal también te ha quedado muy bien. A ver cuando me pongo yo manos a la obra, que todavía tengo pendiente el escudo (puto remachado me está dando unos dolores de cabeza que pa qué) pero en fín, con los examenes y el curro estoy que no tengo tiempo para nada.

Ya te contaré, y ahora como dicen en la AEEA te falta producirlos enserie xD

SrVampiro dijo...

Ahora que me doy cuenta el cuero es el mismo (lapsus mental) por un momento creia que el cuero que utilizaste en el primer spanghelm para hacer todo lo de dentro (ese clarito) tambien lo usaste para la zona de fuera, en fín... a estas horas uno ya no sabe lo que dice XD

Axil dijo...

¿Qué problemas te da el remachado, joven padawan? Creía que ya lo tenías dominado. Si quieres ayuda, mándame un correo con los problemas que encuentras, a ver si te puedo echar una mano.

Lo de la producción en serie lo tengo en mente para cuando consiga doce o quince esclavos. Claro que, para eso, antes tendría que conquistar el mundo, o algo.

Y el cuero claro que dices... finalmente fue arrancado y sustituido por cuero más oscuro y, sobre todo, más suave y mejor montado. Lo cierto es que el guarnecido de ambos cascos es idéntico

¿Y se puede saber qué haces a las 3:00 am delante del ordenador un miércoles, so golfo? ¡Y con los exámenes a la vuelta de la esquina!

Frijolero dijo...

Gran trabajo, eh estado planenaod hacer un yelmo, usando unos viejos anuncios de aluminio(o sera laton?) que encontre tirados, pero no tengo la herramienta necesaria para cortar las laminas, en fin, y a vere que se le hace....


Otra cosa es ¿calientas el metal antes de martillarlo? y ¿que tipo de metal utilizas? ¿Aluminio, fierro, laton?

Saludos....

Axil dijo...

Hola Frijolero

Antes de nada, comentarte que es raro que vea comentarios de entradas antigüas, es mejor que los hagas en la más reciente, o, si lo prefieres, que me mandes un correo a la dirección de mi perfil.

Yo uso hierro trabajado en frío, los yelmos los he hecho de 1,6mm de espesor, que viene a ser lo más grueso que puedes trabajar en frío.

No sé si el material que has escogido te va a permitir un acabado medio bueno, pero bueno, inténtalo. Puedes cortarlo con unas tijeras de aviación (si es muy muy fino y blando) o con una sierra de calar. En esta dirección tienes un artículo excelente al respecto:

http://www.armourarchive.org/essays/sasha_metal_cutting/